De profesión, planetarista

Juan Antonio López es planetarista, así se define. En abril de 2012, se metió de lleno en un mundo que desconocía por completo y empezó a hacer kilómetros con un planetario portátil que instalaba, y sigue haciéndolo, en centros culturales, colegios, museos. A la vez, escribió un cuento infantil que casi inmediatamente se imaginó transformado en una serie de dibujos animados. En un par de meses estará preparado el teaser de la serie, con guión de Fernando Cortizo, director de O Apóstolo, y producción de Pixelón.

Cosmicosaurio. Planetario

Juan Antonio López, planetarista con una instalación de divulgación científica y orientada a un público familiar.

El terremoto de Lorca (Murcia) de 2011 sacudió su vida, y no solo de forma física. En esos días y después del trauma inicial se la cuestionó por completo y ahí entraba la faceta profesional. “Lo único que hacía era trabajar para intentar superar la crisis, cada vez con más problemas y con menos tiempo para mí y mi familia. Y me pregunté qué estaba haciendo cuando todo podía cambiar en segundos”, cuenta.

Cerró su asesoría fiscal, profesión a la que había entregado 30 años de su vida, y se interesó por la Astronomía. Tanto que empezó a hacer cursos e hizo un oficio de lo que siempre había sido una afición. “Compré un planetario portátil y lo presenté en Turismur, la feria de Torrepacheco, un mes después volví otra vez y de ahí pasé a la feria Entreculturas, en la misma localidad”, recuerda ahora. Y a partir de esas dos participaciones fueron numerosos los museos, colegios, centros culturales y hoteles los que se interesaron por su proyecto de divulgación científica y familiar, que hace un repaso por la historia de nuestro sistema solar y aborda la extinción de los dinosaurios.

PREGUNTA.- Han pasado algo más de dos años y en un par de meses presenta el teaser de una futura serie de dibujos animados con dos dinosaurios, adolescentes y humanizados, que viven una historia en el espacio, ¿cómo surgió esta idea?

RESPUESTA.-A los tres meses de empezar con el planetario, empecé a escribir el libro y después pensé que podía ser una serie de dibujos animados. En un año estaba en contacto con varias productoras. En octubre de 2013 viajé a MIPCOM (Cannes) y le presenté el proyecto a productoras sudamericanas y siempre contando con el apoyo de Fernando Cortizo, que se involucró desde el primer momento.

P.- ¿Y por qué planetarista?

R.- Quería hacer algo que me gustara, que me hiciera tener ganas de levantarme todos los días para trabajar. La imagen y el sonido me

Cosmicosaurio. planetario

Ante el planetario portátil, en el que proyecta imágenes de la Agencia Espacial Europea.

encanta, la Astronomía y la Paleontología también, a nivel siempre de aficionado (lo recalca mucho, con una sincera humildad) y me encanta trabajar con niños…

Contado así parece sencillo. Cambiar de profesión, adentrarse en otra ajena hasta ese momento y entablar relaciones con empresas con las que nunca había tenido ningún contacto ni pretensión de tenerlo. Y, sin embargo, así ha sido su trayectoria. Tomar la decisión y llevarla a la práctica.

P.- El proyecto tiene tres pilares, el planetario, los cuentos y la serie de dibujos animados, ¿en qué momento se encuentra?

R.- Este mes se está trabajando en el teaser, que lo hará la productora Pixelón después de que el trabajo hecho por Fernando y por mí en el guión, además del storyboard, que también lo ha hecho Fernando. Tenemos que meternos con la banda sonora para tener un vídeo de un minuto, aproximadamente. La dirección será de Fernando Cortizo y Pixelón se encarga de la animación. Una vez hecho el teaser buscaremos la financiación para la serie, que probablemente será más privada que pública, apenas hay ayudas para estos trabajos.

P.- ¿Y qué perspectivas hay?

R.- Tengo buenas sensaciones porque interesa tanto el tema educativo como el aspecto lúdico y así me lo han hecho constar siempre todas las personas a las que les he presentado el proyecto.

P.- El pilar del que parte el resto del proyecto, el planetario, ¿cómo es recibido en los lugares dónde lo instalas?

R.- Voy poco a poco porque nada se hace en un día, pero este año (refiriéndose a 2014) ha ido mejor que el anterior. La divulgación de la Astronomía para un público infantil y familiar está siendo bien recibida porque, además, hay entretenimiento. Hace unos meses llegué a un acuerdo con la sede en Madrid de la Agencia Espacial Europea para proyectar imágenes suyas, que están adaptadas a tres niveles: infantil, primaria y ESO. Y la proyección está teniendo muy buena acogida, la respuesta del público es de sorpresa, de alegría y se lo pasan bien. Te preguntan, te consultan, y se divierten bastante.

Juan Antonio López. Planetarista. Cosmicosaurio

Juan Antonio López con David Jacques de Pixelón, en la foto superior, y con Fernando Cortizo, director de O Apóstolo.

P.- ¿Cuánta gente lo ha visitado?

R.- Desde que empecé han pasado ya por el planetario más de 20.000 personas. Parece mentira pero es así ya… y casi todos los visitantes suelen ser niños o adolescentes.

P.- Un cambio de vida de 180 grados, ¿no?

R.- Gestionar comunidades de vecinos, por ejemplo, a trabajar con niños no tiene nada que ver, lo segundo te libera la mente. Lo primero es estresante, he estado 30 años haciendo lo mismo y llega un momento en que me agotaba y no tenía ganas, perdí el interés. Si no hubiera sido por el terremoto tal vez no habría dado nunca este giro a mi vida, pero esa situación fue un vuelco, un revulsivo. Cuando trabajas con niños digo que me libera la mente porque ellos no tienen doble discurso, cuando te dicen una cosa es de verdad y a mí, la sinceridad me motiva. Con los adultos eso no ocurre (y no puede evitar soltar una carcajada). Una sesión de planetario no tiene nada que ver con una reunión de vecinos. Estoy con los niños, comparto ese tiempo con ellos pero no con la responsabilidad del profesor que tiene que hacerse cargo todo el día, pero para mí esa media hora, de cada pase, es espectacular y enriquecedora.

P.- Cambiar de vida también supone una inversión…

R.- En dos años y medio he tenido que hacer una inversión de algo más de 10.000 euros para poder moverme. Sin tener ninguna ayuda. Yo no encajaba en nada, que yo haya encontrado, ni por la edad, ni por minusvalía, ni por la temática… no encajaba en nada.

No me da tiempo a hacerle la siguiente pregunta y se adelanta cuando piensa en voz alta lo que espera de este 2015, que parece según todos los pronósticos, más esperanzador para la pyme y los emprendedores: “Este año espero trabajar mucho más y que vaya bien la serie. Nada se consigue sin esfuerzo y sé que cuesta pero tengo mucha fe en lo que estoy haciendo y, también, tengo paciencia”.

En todos los lugares que ha visitado con su instalación, desde el Museo de Ciencias Naturales de Madrid a cualquiera de los hoteles que cuentan con él durante el verano, siempre se ha sentido cómodo “ni cuando he estado con gente del gremio astronómico o cuando he compartido tiempo con educadores me he sentido nunca como un intruso, siempre me han acogido muy bien”. Probablemente la humildad con la que se acerca a ellos y las ganas de aprender y aportar, ayude mucho.

Merche Rodríguez

Estudié periodismo porque quería saber qué ocurría a mi alrededor. Y además, quería contar historias. Las que salen de la cabeza de un novelista, me encanta leer y escribir sobre lo que he leído, pero también las humanas, las que vemos todos los días de personas con las que nos cruzamos, conocidas y anónimas. Creo que los medios digitales no son el futuro, son el presente y han llegado para quedarse. He tenido grandes maestros y vivo en un estado de formación continua porque lo que me apasiona realmente es aprender. Si quieres saber algo más de mí, puedes averiguarlo aquí.

Comparte esta entrevista a través de:

Escrito por Merche Rodríguez

Author: Merche Rodríguez

Share This Post On
468 ad

Submit a Comment